Somos una marca con  un enfoque de diseño y producción que combina lo técnico y lo orgánico, por medio de las ideas que nacen en los tejidos.

 

Tomamos nuestra inspiración de las antiguas  industrias de tejidos artesanales, cuyo amor por su oficio fue lo que alimentó durante décadas y generaciones el compromiso de crear. En EL TRATO tenemos adicción a los hilados, a la tejeduría y el compromiso de producir prendas de calidad que poseen intensión y pasión.

Un principio fundamental en nuestros diseños, es el trabajo colaborativo; nuestra visión de producción entre pares, se sustenta en una red de conocimientos compartidos, para el bien común de todos quienes llevan nuestras prendas y sus creadores.

EL TRATO

En EL TRATO  entregamos la promesa de relación entre lo artesanal y lo  tecnológico  mediante el cuestionamiento a los límites del diseño. Todo ello para  mejorar el bienestar de aquel que viste la prenda como de los materiales utilizados,  generando un bio – comportamiento de superficies táctiles con experiencias sensoriales que nos conllevan a una fortaleza delicada e íntima de tejidos, en medio de  un  diseño simple,  perfectamente usable funcional que  proporciona un sentido de liberación en el diseño de nuestras colecciones

La diversidad de los cuerpos   nos confronta con todos los tipos de materiales, buscando  emular  pieles con tejidos  que  ceden a las formas, articulándose en diversas sensaciones y provocando un placer sensorial.

 

EL TRATO ofrece una narrativa cultural de diseño, que se sustenta en una  artesanía pragmática pero nostálgica que habla al corazón de las mujeres, la familia y la comunidad.

LAS DISEÑADORAS

Karla y Florence son dos diseñadoras de EL TRATO, se conocieron cuando impartían clases en la misma escuela de diseño de vestuario. La admiración de la una por la otra, particularmente el gusto  por  el tejido las llevaron a  sostener largas conversaciones. Ambas cultivan el mismo entusiasmo por las materias primas, los hilados y las técnicas de tejido. Comparten su preocupación por la constante caída de la industria textil, y más aún el peligro en perder aquellas técnicas y conocimiento de los “viejos artesanos”, la mecánica de sus fábricas y la habilidad manual.

KARLA VILLARROEL

Karla Villarroel es diseñadora y Product Manager de Ona institución donde ha desarrollado trabajos con artesanos de diversas comunidades del norte y del sur de Chile, adquiriendo con ello el saber de cómo procesar las materias primas para obtener hilados a la vieja usanza, pero adaptados en un vestuario cotidiano y urbano a partir de la combinación de colores con maestría y aplicando en todo su propia técnica de moldaje, desarrollada a partir de un razonamiento geométrico cuyo resultado es una prenda con un estilo depurado. 

 

Sus diseños se insertan en un concepto sustentable, pero sin perder la conciencia de la usabilidad, lo anterior gracias también a la labor desarrollada durante más de ocho años en el Departamento de Registro y Documentación del Museo de la Moda en Chile, lugar donde la alta costura invadió su mente creativa. Gran parte de la labor desarrollada en estos años puede ser observada en el proyecto “Volver a Tejer” impulsado por INDAP, Paris y Fundación ONA durante el año 2015.

FLORENCE COLLIN

Florence es Diseñadora y experta en el desarrollo e innovación en tejido de punto.

Después de estudios de management en moda y 5 años en el grupo LVMH como compradora, Florence trabaja 10 años como diseñadora de tejidos de punto independiente en Paris. Tiene un pequeño taller de investigación con máquinas de tejer semi profesionales   donde experimenta una multitud de puntos, rayas, relieves, calados, canutones y una extensa combinación de colores. Sus clientes son variados y se cuentan entre otros a agencias de tendencias y marcas. Las palabras claves en su arte son la originalidad y la coherencia. Pero sin dudas su taller ha sido el lugar donde la paciencia y la valentía en la combinación de puntos, colores, texturas de hilos viven su momento más delirante día a día.

Florence crea en el año 2009 su marca homónima de vestuario de tejido de punto. 

Es así como a mediados de 2014, estas dos profesionales unen su espíritu y pasión por la moda y las materias primas para dar vida a EL TRATO.